10 de noviembre de 2021

NUEVA EXHIBICIÓN HISTÓRICA DEL MUSEO MUNICIPAL DE QUILLOTA CONTARÁ CON OBJETOS DONADOS POR LA COMUNIDAD E INSTITUCIONES LOCALES

Totalmente renovada y con un enfoque inclusivo es la nueva exhibición histórica que forma parte del proyecto “Interactuando con el Pasado: hacia una nueva museografía histórica del Museo Histórico Arqueológico de Quillota”, que se inaugura el próximo viernes 12 de noviembre. 

Tras casi 20 años de existencia de la exposición histórica del Museo, el equipo postuló a un financiamiento estatal para poder transformar su museografía en una atractiva propuesta de contenidos. Integran la nueva exposición objetos donados por la Organización Tren Quillota, Tercera Compañía de Bomberos de Quillota, integrantes de Aconcagua Recreación e Investigación Histórica y diversos colaboradores.


El proyecto cuenta con el financiamiento del Fondo de Mejoramiento Integral de Museos del Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio de la Región de Valparaíso y es realizado por Grupo Arca, una empresa regional distinguida con los sellos Empresa Mujer y Marca Chile, con vasta experiencia en gestión de colecciones, museología y museografía.


Con un equipo de expertas internacionales, este trabajo ha desarrollado una innovadora propuesta de comunicación con el público mediante un módulo con auto-guía inclusiva, que consiste en la incorporación de videos explicativos elaborados para el público infantil, adultos mayores, personas sordas y neuro diversas.


Otro de los puntos que considera el proyecto es un plan comunicacional con énfasis en los contenidos digitales, área liderada por la museóloga Julia Koppetsch junto a Wayra Galland, cineasta, quien está a la cabeza de la productora La Base Produce, responsable de los contenidos audiovisuales inclusivos de la nueva exposición. La iniciativa contó con el valioso apoyo gráfico de Nelson Moraga, del Colectivo Cultural Pelícano, agrupación quillotana independiente, colaboradora del Museo, que busca poner en valor el patrimonio inmaterial de la zona y Flor Álvarez, intérprete profesional de lengua de señas chilenas.


Uno de los desafíos más importantes del proyecto ha sido la adaptación del nuevo guion, que fue redactado por el equipo del Museo, entre historiadores, arqueólogas, antropólogas, a los espacios disponibles, y también encontrar la mejor manera para facilitar el diálogo entre la colección y los futuros usuarios. Por eso, uno de los productos desarrollados es una auto-guía inclusiva. 


museografía estuvo a cargo de las diseñadoras Rocío Jara y Francisca Escandón, quienes adaptaron el guion museológico al espacio disponible para que la mayor cantidad de públicos pueda disfrutar de los contenidos. Toda la estructura expositiva es construida por el ebanista Tristán Olivares en conjunto con la arquitecta y especialista en iluminación Constanza Valdebenito, quien destaca los objetos y gráficas expuestas sin dejar de lado la conservación de las colecciones.